Tenía grandes ojos y un rostro muy masculino

Conocía a Alex en Italia; él desde el principio siempre me llamó la atención por sus grandes ojos y rostro sexy y lindo. Luego de que me hice la difícil acepte tener relaciones con él. Al cabo que una noche decidí ponerme un sexy vestido rojo con zapatos negros; en eso salimos, bailamos y cenamos. Todo acabó en su cuarto cuando me tenía de piernas abiertas en su cama; el chico tranquilo y romántico se había convertido en un enfermo que me decía pura putada cada vez que me penetraba. Que tal transformación la de ese cabro y todo debido a su excitación inmanejable.

Vídeos porno relacionados